MOST BEAUTIFUL ISLAND, DE ANA ASENSIO

“MOST BEAUTIFUL ISLAND” O CÓMO, DE REPENTE, TE CAMBIA LA VIDA

Most Beautiful Island
Most Beautiful Island, de Ana AsensioEn marzo de 2017 la película ganó el Gran Premio del Jurado en la sección de ficción del Festival South by Southwest de Austin (Texas) y en noviembre de 2017 se anunció su nominación a la sección John Cassavettes de los Independent Spirit Awards.

Es el sueño de cualquier actor. Vives el oficio con frustración porque las cosas no te van como quieres, coges tus ahorros, protagonizas tu propia peli autoproducida, ganas el primer premio en uno de los festivales más prestigiosos de cine independiente de Estados Unidos, te nominan para los Indepent Spirit Awards, y en menos de un año ha dado un vuelco tu vida…

Es la historia de Ana Asensio.

En 2011 empezó a mover el guion de su película “Most Beautiful Island”, la historia de una inmigrante en N.Y. que vive una experiencia aterradora, y recibió muchos “no” antes de conseguir levantar la producción.

Ana nos desgrana su experiencia como productora en esta entrevista, en la que podemos apreciar que su perseverancia estuvo por encima de todos los obstáculos…

Most Beautiful Island - Trailer

En España tenemos la fantasía que en otro país nos iría mejor. Tu llevas viviendo en Estados Unidos desde 2001, ¿puedes contarme algún esfuerzo que hayas hecho que, por el mero hecho de encontrarte en EE.UU., haya provocado un resultado diferente del que hubiera tenido en España? 

Es difícil de decir con certeza, puesto que en EEUU me he aventurado a hacer cosas que no había hecho antes en España, y que son el resultado de estar viviendo aquí y no allí.  Quizás un ejemplo de algo que me sucedió aquí es que empecé a producir mis propios espectáculos de teatro, “one woman shows.”

Uno de los festivales en los que participé, United Solo en NYC, especializado en estos shows, atrae a gente de todo el mundo, y a raíz de participar y ganar un premio importante en este festival, me invitaron a viajar a Estonia con mi espectáculo y fue una experiencia muy especial.

Actuar en NYC es un referente importante y en ese caso creo que mi esfuerzo en producir mis propios espectáculos ha tenido recompensas que quizás en otro sitio no las habría tenido.  Por otra parte, el nivel competitivo aquí es muy alto, por lo que cualquier logro, más o menos grande, es ya en sí mismo una gran hazaña.

Desde nuestro p.o.v, uno suele llegar a la autoproducción como consecuencia de alguna decepción, o bien con el sistema en general, o bien porque alguien no cumplió sus promesas. ¿Qué te había pasado a nivel personal antes de decir, “ok, me la pago yo”?  

En mi caso fue una evolución que me llevó a entender que la única via posible era la inversion privada.  Nunca había escrito un guión antes, ni tampoco dirigido un cortometraje.  Mi curriculum era como actriz fundamentalmente, y como directora de teatro en pequeñas producciones.

Por esto, yo sabía que iba ser muy difícil conseguir la financiación por una via convencional. Aún así, apliqué a todas las ayudas culturales disponibles en EEUU. Así mismo, a través de una productora de cine de Barcelona, quien se interesó mucho en mi guión, aplicamos a las ayudas españolas.  Con esta productora estuve trabajando durante aproximadamente dos años.

Tras este periodo, y sin haber sido posible conseguir la financiación, decidí continuar el camino sola. Desde que tuve la idea de hacer MOST BEAUTIFUL ISLAND empecé a decírselo a todo el mundo. Así, descubrí que mucha gente estaba interesada en ser parte de la película, atraídos por la historia.  Fue un largo recorrido ya que, para que me tomaran en serio la propuesta de inversión, tuve que aprender “las reglas del juego” en cuanto a los términos y las fórmulas. Busqué ayuda para preparar un “plan de negocio” que tuviera sentido para la película que quería hacer.

También hablé con abogados especializados (de entretenimiento), con productores, con directores, y con cualquiera que me pudiera ayudar a emprender el camino sola. Asi, continué hablando de mi película y presentándosela a cualquier persona que mostrara interés en invertir en ella y ayudar de alguna forma. Mi mente estaba totalmente abierta, y no pensaba exclusivamente en inversores de cine, sino en cualquier persona.  Como ejemplo te diré que se lo dije a un doctor, a varias personas con las que casualmente hablé en el metro, a personas que conocí en festivales de cine, en eventos, a mis vecinos, etc… nunca sabes quién te va a decir “yo estoy interesado/a” o “conozco a alguien que quizás te pueda ayudar”.

Asi fue como finalmente encontré unos cuantos inversores, que jamás habían invertido en cine pero que les atraía mucho este mundo y entendieron mi dedicación, pasión y seriedad hacia el proyecto. Además de que sabían de que yo misma estaba invirtiendo todos mis ahorros en ellos.  En estos años, como digo, hablé con muchas personas de negocios y aprendí mucho en relación a cómo funciona el cine independiente.

¿Cómo funcionan los inversores en EE.UU.? ¿Son propietarios de la película? ¿Qué les das a cambio de su dinero?

Me registré en una website en la que inversores entran a buscar proyectos.  Los inversores no son propietarios de la película, en este caso, yo soy la propietaria (excepto en los territorios donde ya he vendido los derechos por tiempo limitado). Los inversiones entran a formar parte de la película con una expectativa de retorno en primera posición del 120% de su inversion, y a partir de ahi de una manera proporcional y al 50% con la empresa de inversion, en este caso Palomo Films LLC.

¿Cuando contactaste con Larry Fessenden, dueño de Glass Eye Pix? 

Fue al final de proceso cuando conocí a Larry.  Ya tenia el interés y la financiación apalabrada con varios inversores, pero debo decir que el hecho de que su productora decidiera producirla, y poner su trabajo y la logística como inversión en la película, ayudaron a afianzar la seriedad del proyecto.

Ellos se encargaron de hacer el presupuesto oficial, toda la parte legal y contratos, lidiar con la union de actores y finalmente entraron también a adelantar dinero que nos faltaba para acabar la película.  Su trabajo e inversión entraron a formar parte de la película como otra participación más.  Yo creé una sociedad limitada y soy dueña legalmente de la película por lo que todos los acuerdos de distribución tienen que estar aprobados por mi.

Cuando entras en foros o grupos de Facebook de nuestro gremio encuentras habituales quejas hacia el “trabajo no remunerado”. ¿En N.Y. la gente trabaja sin cobrar? En tu caso ¿cómo fue el acuerdo con el equipo? ¿Te viste en la tesitura de negociarlo tu? ¿Hablaste de dinero con el equipo al tiempo que de cuestiones creativas?  

Por lo que yo he visto en ambos sitios, puedo decir que en NYC la gente está mucho más dispuesta a trabajar gratis o cobrando muy poco. Asi, en mi caso yo tuve la oportunidad de trabajar con gente con mucha experiencia en sus departamentos que accedieron a trabajar por el mínimo dinero, unos atraídos por el guión, otros por la idea de que iba a rodar en Super 16mm, otros por trabajar con Larry Fessenden… ¡y otros por pura amistad!

Tras conseguir toda la financiación y a un gran director de casting que, después de leer el guión y reunirse conmigo, accedió a trabajar por prácticamente nada, mi trabajo como productora fue fundamentalmente conseguir la mayoría de las localizaciones ‘gratis’ y convencer a personas no-actores que accedieran a participar en la película.

En esto, se combinaba la parte creativa (de directora) y la pragmática (de productora).  Gran parte del equipo técnico fue organizado por Glass Eye Pix.

Todo eso es muchísimo trabajo. ¿Cómo sobrevivías económicamente mientras dedicabas tu tiempo a la inmensa actividad full-time que necesita la preparación de una película?

La actividad full-time sobre todo es mental, ya que estás constantemente pensando en cómo dar el siguiente paso y de qué manera.  Desde hace ya cuatro años soy socia de una productora y hacemos videos corporativos y de eventos y eso me permite “pagar el alquiler.”

Anteriormente, trabaja de actriz y lo compaginaba con dar clases de español a niños pequeños y trabajando de Maitre’d en un restaurante muy famoso del que es propietario Robert De Niro.

Aun así, no dudaste en poner todos tus ahorros personales en la producción, ¿no te dió vértigo gastar todo tu dinero?

Por supuesto, pero al mismo tiempo en ese momento era lo más importante en mi vida y lo que pensé me haría feliz.

¿Te ha cambiado la vida?

Si.

¿Qué consejo le das al productor-director-guionista que se lo está pensando? 

Que si realmente lo desea con el corazón, como artista, honestamente y buscando su manera de expresar su arte, que se tire a la piscina, consciente de que puede que tras mucho sacrificio, no se logre hacer, o que si se logra hacer, puede que nunca llegue a verse en ningún sitio.

La alternativa a esto es no intentar tu sueño y decir que “era imposible” hacerlo.  Si lo intentas, al menos podrás decir que hiciste todo lo que estaba en tu mano, sea cual sea el resultado.  El éxito posterior, si llega, es algo que está totalmente fuera de nuestro control y que está afectado por muchos factores externos.

Y una cosa más, ¡que no tengan vergüenza a hacer preguntas ni temor a pedir favores!

Muchísimas gracias por tus respuestas, Ana. Te mando una gran enhorabuena por tus logros. Estoy segura de que muchos de nosotros vamos a ir con muchas ganas a ver tu peli, a la que deseamos un gran recorrido internacional y grandes premios.

Most Beautiful Island está distribuida en España por #conunpack.

http://conunpack.com/catalogo/most-beautiful-island/

Leave a Comment